Tras 22 años jugando en el FC Barcelona, Andrés Iniesta  pasará a competir las próximas tres temporadas en la J-League, la primera división de la liga de fútbol profesional de Japón.

El centrocampista blaugrana formará parte de la plantilla del Vissel Kobe, el equipo insignia de la costera ciudad de Kobe.  A pesar de haber recibido ofertas de otros clubes, el futbolista manchego se interesó por el proyecto del Vissel, y quedó convencido por la confianza que le brindó el equipo. Además, subrayó, “la cultura de Japón le parece maravillosa”, y “está deseando disfrutar de su vida en el país”.

Kobe es una de las ciudades más internacionales y cosmopolitas de Japón. Con un brillante pasado como uno de los puertos más importantes del país, la ciudad ha experimentado una transformación radical desde el terremoto del año 1995, convirtiéndose rápidamente en uno de los polos culturales, económicos y financieros de Japón.

Asentada entre mar y montaña, son muchas las similitudes que Kobe comparte con Barcelona, ciudad con la que mantiene estrechos lazos de amistad y cooperación desde que ambas firmasen un acuerdo de hermanamiento en 1993.